logo

Estudio portatil, de viaje por europa

Este mes de febrero he tenido el blog tremendamente abandonado, pero no sin excusa…

Estoy en tour! Muchos ya sabéis de que trata, pero como parte de unos trabajos que realizo para Powerade, me ha tocado salir de ruta. Sumando además a esto el lanzamiento de los workshop de iluminación que poco a poco van a ser mas habituales.

 Mi calendario ha sido :

Primera semana workshop en Barcelona

Segunda semana Shooting con Jessica Ennis en Londres

Tercera semana Shooting con Teddy Riner en Paris

Cuarta semana Shooting con la Juventus en Turín

Entre medio posibles shooting en Barcelona de comida y corporativos.

Cada shooting me lleva unos 3 días entre ir,  hacer fotos y volver, y entre uno y otro no paro de retocar fotos, por lo que mi tiempo libre es bastante mínimo! ( eso sí, conseguí hacer los envíos de los softbox del primer lote para los clientes de kubestudio shop!)

Pero hoy no quiero hablaros de mi estrés, si no de mi equipo.

Todos tenemos nuestro material en casa, y si hacemos fotos cerca de casa, hay que llevarlo, y eso es un problema. imaginaros ahora si a eso le tenemos que sumar vuelos internacionales, especialmente vuelos de Ryanair.

Con los años he desarrollado un “equipo portátil” apto para viajar por trabajo y que me tiene cubierto al 100%…

Hoy os abro los candados de mi “estudio en una maleta”

 

 

Lo esencial, preparación

 

Creo que los que seguís el blog debéis pensar que soy un maníaco compulsivo, ya que siempre hablo de la preparación. Pero es así, la preparación salva vidas.

Tengo un método que creo que no he compartido con vosotros antes, pero que me funciona desde hace muchos años y no solo en fotografía, es un método para prepararme y asegurarme que no me falta de nada.

Lo que hago es VISUALIZAR escenas de lo que voy a hacer. Digamos que tengo preparada una sesión con una modelo, en la que voy a hacer 3 localizaciones y tengo pensadas 6 fotos distintas.

El día antes del shooting me siento en mi sofá, donde estoy cómodo, apago la tele, ignoro a cualquier cosa que no sea yo mismo y visualizo en imágenes cada una de las escenas.

Esas imágenes son fotografías de la escena vistas desde fuera, como a ojo de pájaro.

Visualizo una de ellas y la recorro detalle a detalle y voy apuntando lo que hay en ella. Pies de luz, boom arm, contrapesos, flash, difusor, asistente, modelo, toalla para la modelo, ropa para el cambio, mi cámara, mi ropa, hará frío o calor?, etc etc…

 

Una vez he hecho esto con todas las escenas ( no solo fotográficas, por ejemplo también visualizo la escena de cuando salgo del aeropuerto, de forma que me preparo mapas de metro, como llegar al hotel, etc… ) entonces pongo las listas juntas, y el resultado es una lista enorme con todo lo que necesito para ese evento.

Eso + una serie de extras para imprevistos es lo que me llevo, porque no puedo llevarme todo el estudio.

Mi equipo va condicionado a los trabajos que tendré que realizar, y estos eran:

  • Un workshop de fotografía de iluminación
  • 3 shootings con deportistas VIP
  • un shooting de comida (por confirmar)
  • un shooting corporativo (por confirmar)

 

Algunas cosas no estaban confirmadas, pero hay que ir preparado por si sale.

Mi decisión fue que como mucho utilizaría 3 puntos de luz en estos eventos, la mayoría los haría con 2 puntos de luz, pero en alguno podía necesitar un tercer punto de luz por lo que me llevé 4 flashes ( 3+1 por si algo falla ).

Aún y planeando 3 puntos de luz solo me llevo 2 difusores grandes, ya que el 3er punto de luz suele ir pelado o con un difusor menor tipo snoot, grid, o rebotado en una pared o suelo.

En resumen mi equipo para el viaje al detalle ha sido:

 

Suena a mucho? Son 30kg, y lo divido en dos bultos, una maleta que va facturada y una maleta de mano.

 

Como llevarlo?

 

Esto es el mayor de los calvarios, yo tengo una máxima y es que no hay una buena opción para todas las situaciones.

Para que nos entendamos, si tengo que llevarme el equipo en medio de un barrizal, no puedo llevar una maleta con ruedas tipo equipaje, pero si tengo que pasear con todo desde el aeropuerto hasta el hotel en medio de París no tiene sentido llevarme una mochila de trekking.

En definitiva yo uso 3 opciones diferentes, aunque una de ellas la uso muy poco:

 

  • La opción ciudad

 

Cuando viajo por entornos urbanos, utilizo una maleta de equipaje tipo trolley de toda la vida.

He tenido varias, en el pasado utilizaba una en la que tenia una parte con espuma pre cortada para llevar los componentes mas delicados ( flashes, accesorios.. ) y otra parte a lo bruto para el resto de cosas. ( trípodes, ventanas, etc.. )

Ahora he cambiado de maleta a una mas grande para poder viajar con todo y necesito aún hacerle las espumas a medida.

En este trolley pongo todo lo que me dolería menos que se perdiese y mantengo en mi bolsa de mano todo lo “caro” como cámaras, objetivos, portátil, etc.. esta bolsa de mano es una Caselogic que tiene un tamaño pequeño y a pesar de llegar a llevar 15kg en ella, no parece grande y nunca me han impedido volar con ella o ni tan siquiera me han hecho pesarla ya que “parece” pequeña.

 

 

  • La opción Cerca de casa

Como alternativa cuando estoy en mi isla y hago unos exteriores, puedo acabar en la playa, en el desierto o en la montaña, por lo que el trolley deja de ser una opción y paso a una bolsa organizadora. Para ello uso una bolsa de piano que compre en amazon y me funciona muy bien, tamaño justo, ligera y se lleva al hombro. La utilizo para ir del estudio al coche y del coche a la localización.

En estos entornos en lugar de llevar una sola bolsa de mano suelo llevar 2, una para las cámaras y otra para los flashes.

  • La opción terrenos peligrosos

Por último tengo un kit para casos como tener que ir en un barco, o a una zona con agua o mucho polvo. Se trata de un par de maletas tipo peli y una lowepro Dryzone.

Todas estas bolsas son estancas, y lo de dentro no se moja aunque caiga al agua.

Esto sería lo ideal para todas las situaciones, si no fuese por el peso de dichas maletas, son muy pesadas y caras, así que una peli de 85cm de largo como mi maleta de viaje costaría unos 400€ y pesaría unos 15kg por si misma.

En filial española hacen unas cajas estancas como las pelican pero con un precio mucho menor, es lo mejor que he encontrado, yo tengo una de estas y son tremendamente parecidas a las pelican, espero nunca saber si fue una buena compra o no, pero si algún día se cae del barco os haré saber el resultado.

 

 

 

Conclusiones

Si soléis mover vuestro equipo os recomiendo que tengáis algo donde meterlo y llevarlo cómodamente, no solo os facilitará el trabajo si no que os hará salir mas a menudo porque eliminará el factor “coñazo”

Sea una maleta, mochilas, bolsas de tipo militar, fundas de teclado o incluso fundas de palos de golf, una buena forma de transporte os ayudará a tener lo que necesitáis donde lo necesitáis cuando lo necesitáis

  • Share

7 Responses

  1. Jon, cada día me dejas mas de piedra, ademas de ser bueno, eres bueno con nosotros, compartiendo toda tu sabiduría y experiencia, que lastima no estar mas cerca para salir de “fotos” juntos, impecable la explicación, impaciente por la siguiente publicación. Enhorabuena de verdad, saludos.

  2. Impresionante!! Con tus explicaciones haces que todo sea más facil!!
    El softbox de 60*90 que me enviaste…de maravilla!! Recien estrenado para la sesion de embarazada de mi mujer.!!

    Ademas, me pone los dientes largos la sesion con la Juve, mi equipo!!

  3. Hola Jon buenos días, es muy gratificante ver que compartes estas experiencias tan expectaculares con nosotros , que apenas estamos comenzando a dar los primeros pasos en fotografía. Muchas gracias y que sigas por el sendero del exito.

  4. Muchas gracias por compartir tus vivencias. Eres un crack.
    Viendo tu modificación al adaptador para tres flashes, me surge una duda, reálmente un sólo flash es capaz de llenar con su luz, la superficie de un softbox 60×90, unido a que lleva dos difusores, y conseguir aportar a la escena una cantidad de luz suficiente? Entiendo que la unión de tres flashes la utilizarás para escenas a pleno sol, donde un sólo flash poco pueda hacer, pero el caso es que no sé si hacerme con un softbox tan grande, por la duda que te comento, o comprar algo más pequeño.
    Saludos.

    • Hola Fernando..

      gracias a los dos difusores consigues que la luz se distribuya bien. incluso en los octabox 120.

      3 flashes como dices es para aumentar la luz, de hecho son 4 uno por detras y 3 en el adaptador es decir 4 en total.

      Con 4 flashes obtienes una mejora de 2 pasos de luz, es decir si estas en f5’6 pues llegas a f11 con la misma luz.

      Ahora tengo un flash de 300w portatil sobre el que escribiré pronto que me da mas o menos como 4 flashes juntos, y tiene un peso contenido.

      en definitiva.. como tu dices 4 flashes para luz del día ( y aun te falta ) con uno puedes hacer cosas en interiores bien.

Leave a reply

A %d blogueros les gusta esto: